18.12.11

Pan de torrijas casero





Desde que vi esta receta el año pasado en el blog de Carlos Dube "Mercado Calabajio" me dije: A partir de ahora no vuelvo a comprar pan para hacer torrijas, que cada vez es peor. Así que aquí me tenéis, con el pan preparado para hacerlas, ya os contaré como resultan. Os animo a que probéis, seguro que están mucho mejor. De momento os diré que el pan tiene un aspecto estupendo, huele de maravilla. Cuando haga las torrijas sabré el resultado final, pero, visto lo visto, tienen que estar deliciosas.

Como es la primera vez que los hago no me han quedado muy bien de forma, espero que la próxima me queden mejor.

Para esta Nochebuena voy a probar congelando los panes y sacarlos un día antes de preparar las torrijas, y para Nochevieja lo prepararé dos días antes y no lo congelaré, así veré si hay diferencia entre el congelado y el no congelado. Ya os contaré.

Mi receta de torrijas la tenéis AQUI. las fotos son de las primeras que puse en el blog, y son muy malas, este año las cambiaré. Pero la receta es muy buena, me quedan muy ricas, aunque esté mal que yo lo diga.



Aquí vemos el levado de la masa de arranque arriba y el de la masa final


  • Ingredientes:
La receta para 2 panes de unos 400 gr. cada uno aproximadamente.
500 gr. de harina de media fuerza (yo no tenía y puse la normal)
125 ml. de agua
125 ml. de leche (utilicé 280 ml en vez de usar agua y leche, todo era leche desnatada)
1 huevo (otro opcional para pintar)
5,5 gr. de levadura liofilizada o instantánea o 20 gr de levadura de panadería o fresca
50 gr. de mantequilla o manteca de cerdo (yo mantequilla)
5 gr. de sal
10 gr. de azúcar
 


  • Preparación:
Elaboramos la masa de arranque con 125 gr. de harina, 80 ml. de leche y 1'5 gr. de levadura liofilizada o 5gr de levadura fresca, debe de quedar una bolita esponjosa y manejable. yo lo amasé en la KitchenAid, pero podemos hacerlo a mano como toda la vida.

Lo amasamos durante 5 minutos a velocidad 2, si lo hacemos a mano amasaremos hasta integrar todo muy bien.

Una vez hecha la masa de arranque la dejamos reposar 1 hora y media más o menos.

Para confeccionar la masa final, echaremos en un bol el resto de ingredientes junto con la masa de arranque, menos la mantequilla. Por tanto, pesamos el resto de harina 375 gr., 200 ml. de leche desnatada, 4 gr. de levadura liofilizada o 15 gr. de fresca. Resto de sal y azúcar.

Ponemos la KitchenAid 10 minutos a velocidad 2, y unos minutos al final a 4. Si amasáis a mano hacerlo durante 10-15 minutos hasta que quede una masa firme.

Al final añadimos mantequilla y amasamos hasta que se mezcle con la masa.

La dejamos reposar otra hora o hasta que doble su volumen. Dejarlo en un sitio templado con una temperatura que oscile en los 24º.




Los panes dados forma antes de levar y después de levar mojados con el huevo


Dividimos la masa en dos trozos, y la boleamos bien contra la encimera.

Hacemos dos barras intentar darles buena forma, y las dejamos reposar unos 30 minutos o hasta que doblen su volumen. Mientras vamos calentando el horno a 220º.


Si nos apetece marcamos el ancho de las torrijas con un cúter, bisturí o cuchillo muy afilado. Yo no lo hice.

Pintamos con huevo para que tengan un aspecto dorado, este paso es opcional, simplemente se trata de que tenga mejor aspecto.

Los metemos al horno y bajamos la temperatura a 200º y dejamos hasta que doren, 20-25 minutos. Ya sabéis que depende de cada horno.

Los dejamos enfriar sobre la rejilla del horno.

Cuando estén totalmente fríos, los cortamos en rebanadas.