24.1.16

Natillas





Pienso que si hay un postre que nos recuerde la infancia este es las natillas. Es un postre lácteo muy conocido y degustado en la gastronomía española. Se trata de una crema elaborada con leche, huevo, azúcar y aromas como la vainilla o el limón.

Parece ser que ya en la Edad Media se elaboraban en los conventos y monasterios, cuna de muchísimos de los postres que conocemos hoy en día. Después, con la llegada de las especias, la canela, la vainilla etc..., la receta se va refinando y se añaden estos ingredientes a la receta tal y como la conocemos en la actualidad.

También podemos prepararlas añadiéndolas chocolate negro o blanco y quedan riquísimas. Podéis ver otras recetas de natillas que tengo en el blog: Natillas de chocolate negro, Natillas de chocolate blanco, Natillas de chocolate blanco con frutas.


  •  Ingredientes:
6 raciones:
90-130 gr. de azúcar
3 huevos a temperatura ambiente
600 gr. de leche entera a temperatura ambiente
1 cucharadita de azúcar vainillado
1 cucharada sopera de Maicena
6 galletas María
Canela molida






  •  Preparación:
Thermomix
Vertemos en el vaso el azúcar, los huevos, la leche, el azúcar vainillado y la Maicena. Mezclamos 10 segundos, velocidad 4.
Programamos 8 minutos, temperatura 90º, velocidad 2. Si vemos que tiene espuma volvemos a programar 2 minutos, temperatura 90º, velocidad 2. Si no tiene espuma removemos 2 minutos, velocidad 2.
Vertemos inmediatamente las natillas en seis boles individuales o en una fuente honda. Si las ponemos en boles individuales podemos poner una galleta, en cada bol, por encima y lo hacemos en una fuente ponemos alguna galleta por encima.
En ambos casos dejamos enfriar y servimos espolvoreadas con canela molida.


 Tradicional
En un recipiente adecuado echamos toda la leche salvo medio vaso, y ponemos a fuego medio. Mientras va calentándose tenemos que batir la leche que hemos apartado, el azúcar, la maicena y los huevos, batimos bien con unas varillas.

Cuando la leche empiece a hervir, retiramos el cazo del fuego y vamos añadiendo poco a poco la mezcla que hemos batido antes y sin dejar de remover en ningún momento, volvemos a poner en el fuego sin dejar de remover y sin que hierva para que vaya espesando. Hay que retirar del fuego el cazo antes que hierva, es muy importante hacerlo para que las natillas nos salgan bien y no se corten. Es recomendable usar una varilla a mano para remover la mezcla y que espese poco a poco.